Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Aceptar cookies

Diario de información económica del sector inmobiliario

04 Agosto 2020F19.19h

C

Empresa

Por EjePrime
15 Nov 2018
F17.47h
Relacionados

Cerberus vuelve a posponer el salto a bolsa de Haya Real Estate hasta 2019

En marzo, el fondo se preparaba para convertirse en 2018 en el primer servicer inmobiliario español que toca la campana del parqué; en abril, congeló esta idea, que retomó su marcha en junio. Ahora, sus dirigentes descartan convertir la compañía en cotizada antes de final de año.

Cerberus vuelve a posponer el salto a bolsa de Haya Real Estate hasta 2019

 

 

El toque de campana de Haya Real Estate es el cuento de nunca acabar. El servicer de Cerberus ha vuelto a posponer su salto a bolsa, al menos hasta 2019. Propiedad del fondo estadounidense, la gestora de activos inmobiliarios española liga su inicio como cotizada en el mercado continuo a la renovación del contrato de gestión que le une a Sareb, según ha explicado la compañía en la presentación de sus resultados del tercer trimestre.

 

Haya, con una cartera bajo gestión valorada en 38.225 millones de euros, no acaba de decidirse en su intención de abrir su capital al mercado continuo. El pasado marzo aceleraba el paso para ser el primer servicer inmobiliario que toca la campana de la bolsa española. La gestora registraba su código Isin en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (Cnmv).

 

Sin embargo, sólo un mes después, la compañía que dirige Carlos Abad decidió poner en stand by el salto al parqué hasta que Cerberus firmara la compra del ladrillo del BBVA. En junio, el fondo volvía a dar luz verde al servicer para retomar sus planes. El objetivo de la compañía era convertirse en cotizada antes de final de año, o a comienzos de 2019.

 

Ambas estimaciones parece que no podrán cumplirse, puesto que Haya esperará ahora a renovar su contrato con el banco malo. Mientras, la gestora hace un hueco también en su cartera a los casi 2.800 millones de euros en activos que el Santander vendió recientemente a Cerberus. Además de con ladrillo de BBVA y Sareb, Haya trabaja con activos de Bankia, Liberbank y Cajamar, entre otros.

 

 

 

Entrada en números rojos
La noticia del retraso del toque de campana de Haya llega el mismo día en que la compañía ha anunciado sus resultados de los nueve primeros meses del año. La gestora entró en el tercer trimestre en números rojos con tres millones de pérdidas, una cifra muy alejada de los 14,4 millones de euros de beneficio que anotó en el mismo periodo del pasado año.

 

Asimismo, la empresa facturó 186,4 millones de euros hasta septiembre, un 12,4% más que en el mismo periodo del ejercicio anterior. Por otro lado, la gestora sumó un resultado de explotación bruto (ebitda) de 88,8 millones de euros, un 1,3% más.

Compartir
Publicidad
Normas de participación

info@ejeprime.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Ejeprime no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...