Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Aceptar cookies

Diario de información económica del sector inmobiliario

09 Diciembre 2022F13.04h

C

Mercado

Por EjePrime
31 May 2018
F12.55h

¿Hay un nuevo ‘boom’? Seis razones que diferencian al inmobiliario de ahora del pre crisis

Tras la burbuja inmobiliaria se escondían tipos de interés variables; actualmente se conceden hipotecas a tipo fijo que permiten hacer números concretos a 30 años vista.

 

¿Puede haber un nuevo boom inmobiliario? La buena marcha del sector, el esenario de recuperación y la normalidad alcanzada en 2018 han hecho saltar las alarmas de que el sector va hacia una nueva burbuja. Pero ¿qué diferencia esta etapa de la vivida antes de la crisis? Según un estudio elaborado por la asociación Agora MLS, la demanda, el tipo de interés y la inversión inmobiliaria son factores que, si bien son comunes, han actuado de una forma distinta.

 

“Ahora la transparencia guía toda gestión inmobiliaria -se desprende del estudio- los canales de comercialización en el sector son más transparentes”. El estudio destaca seis razones por las que se diferencian ambos ciclos.

 

Mientras entre 2006 y 2016, había un exceso de demanda, en 2018, hay un aumento de  demanda pero “está muy segmentada y las personas que viven en alquiler suponen más del 20%”. Tras la burbuja inmobiliaria se escondían tipos de interés variables; actualmente se conceden hipotecas a tipo fijo que permiten hacer números concretos a 30 años vista.

 

Del estudio también se desprende que hace una década había un exceso de crédito mientras ahora las entidades financieras son sólidas y el crédito es más estructurado, así como que durante la burbuja inmobiliaria la valoración en las tasaciones de las viviendas siempre eran al alza y hoy son mucho más prudentes y comedidas.

 

Por último, el estudio refleja que en la primera década del 2000, la promoción de vivienda nueva copaba el mercado “como y donde fuera”, mientras que estos dos últimos años, la promoción de obra nueva está más estudiada y medida.

 

En cuanto a la inversión, en el año 2006 se popularizó y cualquiera podía ser inversor; en la actualidad los inversores son solventes que patrimonializan y gestionan, por lo que ya no es una inversión especulativa.

 

 

Compartir
Publicidad
Normas de participación

info@ejeprime.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

EjePrime no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...