Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Aceptar cookies

Diario de información económica del sector inmobiliario

30 Mayo 2020F16.27h

C

Mercado

Por C. Pareja
17 Ene 2018
F05.00h

El paro en el inmobiliario frena en seco: se reduce un 33,5% en los últimos diez años

Desde el arranque de 2017, el número de desempleados en el inmobiliario en España se ha mantenido estable mes a mes. A cierre del pasado ejercicio, el número total de parados en el real estate español ascendió a 18.153 personas.

El paro en el inmobiliario frena en seco: se reduce un 33,5% en los últimos diez años

 

 

El negocio inmobiliario no sólo saca nota gracias a sus inversiones millonarias, sino que también lo hace como generador de empleo. El número de desempleados en el sector disminuyó un 33,5% en los últimos diez años, según datos publicados por el Servicio Público de Empleo Estatal (Sepe), adscrito al Ministerio de Empleo y Seguridad Social. En concreto, en 2017 el número total de parados en el real estate español ascendió a 18.153 personas.

 

Desde el arranque de 2017, el número de parados en el inmobiliario en España se ha mantenido estable mes a mes. En enero, la cifra de parados en el sector se situó en 19.368, la más alta del ejercicio. En febrero, marzo, abril y mayo el dato fue disminuyendo, hasta que en junio se situó en 17.742.

 

El índice más bajo se registró en julio, cuando el paro en el real estate marcó mínimos con 17.565 desempleados. A partir de entonces, ha vuelto a crecer: en agosto el número de desempleados fue de 17.701, mientras que en septiembre fue de 17.898 personas. En el último trimestre del año, la tasa ha ido en aumento, hasta registrar 18.153 a finales del ejercicio. 

 

Haciendo foco en el último año, de estos más de 18.000 parados, el epígrafe actividades inmobiliarias registró que 6.380 eran hombre, mientras que el resto, 11.773 personas, eran mujeres.

 

 

 

 

El paro en real estate encogió a un menor ritmo que el desempleo en el conjunto de la economía española, que descendió un 7,8% en 2017, hasta 3,41 millones de personas. El desempleo en el conjunto de sectores del país se ha mantenido a la baja desde 2013.

 

Un sector cada vez más activo

Así, y con los últimos datos de cierre de ejercicio, el negocio inmobiliario goza de buen estado de salud, registrando el número de parados más bajo desde 2009, cuando en plena crisis económica y del ladrillo real estate español alcanzó los 27.338 desempleados. En 2010, este número se redujo un 9,8%, hasta 24.642 parados. Si bien el número de trabajadores parados iba disminuyendo (en 2011 se alcanzó una tasa de 24.336 parados), en 2012 el sector volvió a verse salpicado por un coletazo de la crisis.

 

Durante ese ejercicio se dataron 25.067, aumentando así el número de parados un 3% respecto al año anterior. La buena noticia fue que después de ese año, todo fue a mejor: en 2013 el número de parados se redujo en un 4%, hasta 24.073 parados, el mejor dato desde que estallara la crisis.

 

En los siguientes ejercicios, la tasa de paro en el real estate no ha hecho más que reducirse año tras año. Si en 2014 los parados en el negocio inmobiliario eran 22.639, en 2015 el número cayó en picado, hasta 20.864. En 2016, este número se ubicó en 19.333, dejando atrás por primera vez en diez años el umbral de los 20.000, según datos del Servicio Público de Empleo Estatal (Sepe), adscrito al Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

 

¿Y el empleo?

Si bien el negocio inmobiliario toma fuerza  ejercicio tras ejercicio y el empleo en el sector sigue esta tendencia, aún está lejos de lo que fue hace diez años. Según los últimos datos de la Seguridad Social, el epígrafe de la actividad inmobiliaria registró 254.672 trabajadores en 2007, un 48,5% menos que los empleados con lo que cuentan todas las empresas especializadas en real estate a cierre de 2017.

 

 

 

 

El pasado diciembre el epígrafe de la actividad inmobiliaria registró 131.105 trabajadores afiliados, 142 más que en noviembre. Un dato que apoya la subida del 5,8% interanual que ha anotado este segmento, con 7.212 profesionales más en activo.

 

Haciendo foco en este ejercicio, con el de diciembre, ya son seis los meses en los que la actividad inmobiliaria supera la barrera de los 130.000 empleos. Una cifra esperanzadora de crecimiento que contrasta con los poco más de 118.000 trabajadores que tenía registrados este segmento del sector hace menos de dos años, en enero de 2016. El pasado año hubo incluso un mes, marzo, en el que este epígrafe ni siquiera alcanzó esta cifra, marcando el mínimo anual con 117.986.

 

El sector, sin embargo, fue recuperando su fuerza mes a mes y el negocio inmobiliario ya estrenaba el 2017 con 124.053 afiliados en la Seguridad Social. Desde enero, el crecimiento intermensual ha sido de alrededor un 1%, con un millar de nuevos empleos cada mes, hasta verano, cuando el ritmo de subida se ha estancado.

Compartir
Publicidad
Normas de participación

info@ejeprime.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Ejeprime no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...