Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Aceptar cookies

Diario de información económica del sector inmobiliario

08 Mayo 2021F16.40h

C

Oficinas

Por B. B.
30 Abr 2021
F04.57h

¿En casa o en la oficina? El teletrabajo eleva la productividad un 5%

La eficiencia de los empleados se eleva porque se produce un ahorro importante en el tiempo de desplazamiento de casa al trabajo y viceversa.

¿En casa o en la oficina? El teletrabajo eleva la productividad un 5%

 

La pandemia del Covid-19 cambiará muchas cosas, tanto sociales como económicas y también laborales. La llegada de forma masiva del teletrabajo es, sin lugar a duda, uno de estos grandes disruptores y su impacto va mucho más allá del ámbito laboral.

 

El teletrabajo ha abierto, en primer lugar, un debate sobre si los empleados son igual de eficientes cuando trabajan desde casa que en la oficina. Un estudio de la Oficina Nacional de Investigación de Estados Unidos ha puesto algo de luz: el trabajo sí hace más productivos a los empleados.


La explicación de cómo y por qué es bien sencilla, y se cimenta básicamente en los grandes ahorros en el tiempo de desplazamiento de casa al trabajo y viceversa, según el estudio. De esta manera, sus autores calculan que el teletrabajo puede aumentar la productividad de la economía de Estados Unidos en un 5% en los próximos años, una cifra desde luego considerable y que conseguirá sacar a las economías del primer mundo del débil crecimiento de los últimos años.

 

Otros datos del estudio indican que este cambio de hábitos reducirá el consumo en el centro de las grandes ciudades entre un 5% y un 10%, especialmente en hoteles y en alimentación fuera de casa. No obstante, se impulsará un pequeño pero evidente movimiento de migración inversa, de las ciudades a la periferia.

 

 

El fundador de Facebook, Mark Zuckerberg ha asegurado que el teletrabajo abre la posibilidad de captar talentos lejos de Silicon Valley y, de esta forma, pagar salarios acordes con las nuevas ubicaciones del empleado, que ya no tendrá que pagar los desorbitados alquileres de la costa californiana. En general, un gran número de encuestas tanto en Estados Unidos como en Europa recogen que, de media, a los empleados les gustaría teletrabajar un día a la semana una vez quede superada la pandemia.


Claro que esto es una sólo una media y hay empleados que les gustaría teletrabajar más días y otros, que ahora no se lo plantean, quizá se abren a ello si eso supone una mejora de la calidad de vida, ahorros significativos en desplazamientos y otros gastos o, simplemente, el acceso a puestos laborales en remoto antes no disponibles.

 

A pesar de todo y del claro avance del teletrabajo, esta tendencia ha acentuado las divisiones económicas y raciales en Estados Unidos. Tareas esenciales, como la preparación de alimentos o la limpieza, que suelen realizar minorías étnicas y peor pagadas no se pueden hacer de forma remota. “Los beneficios de trabajar desde casa irán a parar de manera desproporcionada a las personas con mayor nivel de educación y mejores salarios”, señala el estudio.

 

 

El documento llega cuando empresas de todo el mundo siguen anunciando planes para que parte de su plantilla trabaje desde casa de forma permanente, reduciendo así el caro espacio de oficinas alquiladas en el centro de las ciudades. La compañía de seguros Liberty Europa, por ejemplo, ha anunciado a los cerca de 2.000 empleados de la compañía en España, Portugal, Irlanda e Irlanda del Norte que, desde ahora y de manera permanente, podrán trabajar desde cualquier lugar. A cambio recibirán 660 euros brutos anuales para cubrir los gastos derivados de su actividad y manteniendo otros beneficios como las dietas por la comida.

 

Gonzalo Checa, consultor inmobiliario y cofundador de la firma The Tenant Solution, con oficinas en Madrid, Barcelona y Lisboa, calcula que el auge del teletrabajo provocará que las empresas recorten en un 25% su espacio de oficinas a lo largo de los próximos años.

Una experiencia mejor de lo esperado, las innovaciones tecnológicas e inversiones, y los temores persistentes a los contagios en lugares concurridos reforzarán el trabajo desde casa, concluye el estudio.

Compartir
Publicidad
Normas de participación

info@ejeprime.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Ejeprime no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...