Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Aceptar cookies

Diario de información económica del sector inmobiliario

11 Mayo 2021F00.51h

C

Residencial

Por M. Tamayo
15 Mar 2021
F05.00h

El auge del ‘build-to-rent’ dispara los seguros del alquiler

La inestabilidad económica y la tendencia al alza del alquiler en España están aupando a las empresas de pólizas de arrendamiento, que han cerrado un 2020 de récord con buenas perspectivas para 2021.

El auge del 'build-to-rent' dispara los seguros del alquiler


Los seguros del alquiler se impulsan al calor del build-to-rent. La inestabilidad económica provocada por la crisis del Covid-19 y el esperado auge del alquiler en España han formado la tormenta perfecta (o, más bien, todo lo contrario) para las empresas aseguradoras de alquiler, que cierran el primer año de pandemia con buenos resultados y grandes expectativas.

 

En total, en España se prevé la construcción de 90.180 viviendas destinadas al alquiler hasta 2028, más de un 50% ubicadas en Madrid, según un informe realizado por la consultora Atlas Real Estate Analytics, y se requieren 991.545 viviendas para alcanzar la media europea, que se sitúa por encima del 30%. A este empujón se le añade la inseguridad económica provocada por la crisis del Covid-19.

 

“Estamos viendo como el arrendamiento de vivienda habitual se ha reactivado muy por encima de la compra de pisos por varios motivos: la incertidumbre sobre la economía, la pérdida de capacidad adquisitiva y la caída de los alquileres turísticos”, señala Juan Carlos Muñoz, director comercial en España de la compañía alemana de seguros Arag. “Pero también se han triplicado las reclamaciones por impagos debido al impacto económico de la crisis y, por eso, los propietarios están muy concienciados en buscar protección completa”, explica el directivo en declaraciones a EjePrime. 

 

 

 

 

“Con la contratación de un seguro, los propietarios tienen asegurado el pago de la renta de los meses que hayan contratado y les entra el servicio jurídico”, explica Arantxa Goenaga, socia del bufete jurídico Círculo Legal, que colabora con diversas compañías de seguros de alquiler como Arag o Mutua de Propietarios.

 

“Estas empresas se están extendiendo: hasta ahora había dos otros compañías, pero cada vez trabajamos con más”, afirma Goenaga. Uno de los últimos operadores en dar el salto es Idealista, que ha creado la sociedad Idealista Libertad y Control Correduría de Seguros, que comenzó sus operaciones el pasado 21 de enero y ofrecerá seguros contra impagos del alquiler o de multirriesgo de hogares.

 

En el último año, la contratación de seguros de impago de alquiler en Arag aumentó un 33% tras un parón de la actividad en marzo. “A partir de junio, las contrataciones empezaron a recuperarse”, explica Muñoz.

 

“Vamos creciendo mes tras mes, tenemos una alta demanda tanto de propietarios como de inquilinos muy elevada, estamos en récord histórico”, explica David Carballlo, director comercial de Alquiler Seguro. La empresa no ofrece pólizas de seguro de alquiler, sino que va más allá y realiza la elección del inquilino y paga directamente al propietario, tanto si las rentas se abonan como si se producen impagos. “La demanda está creciendo con el auge de las viviendas en alquiler y tras un fuerte aumento en 2021 creemos que podría estabilizarse en 2022”, apunta Carballo.

 

 

 

 

“Los meses de pandemia han afectado al mercado del alquiler mucho más allá de la paralización durante el confinamiento”, señala el director comercial de Arag en España. “Estos cambios en el mercado han hecho que propietarios e inquilinos tengan un mayor margen de negociación de condiciones y que se pida una mayor profesionalización de la firma de los contratos para la seguridad de ambas partes”, explica el directivo.

 

Otro ingrediente es la sensación de inseguridad jurídica que puedan tener los propietarios debido a las medidas sociales impulsadas por el Gobierno para paliar el impacto de la pandemia. “Hay muchos cambios y eso produce inseguridad a los propietarios”, asegura Ignasi Vives, abogado del bufute Sanahuja Miranda. “No hay cambios legislativos que hagan a los pequeños propietarios más vulnerables porque van destinados a grandes tenedores, pero hay medidas como la paralización de los desahucios sobre las que no queda clara su aplicación”, añade.

Compartir
Publicidad
Normas de participación

info@ejeprime.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Ejeprime no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...