Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Aceptar cookies

Diario de información económica del sector inmobiliario

29 Julio 2021F11.10h

C

Mercado

Por M. Tamayo
05 Abr 2021
F04.57h

Barcelona copa el 31,4% de inversión pública en vivienda en 2020 y Madrid pierde peso

La provincia madrileña registró una inversión pública en edificios residenciales de 53,1 millones, un 32,4% menos que en 2019, mientras que en Cataluña se incrementó un 66,6%.

Barcelona copa el 31,4% de inversión pública en vivienda en 2020 y Madrid pierde peso

 

 

Barcelona lidera la inversión en vivienda pública en 2020. La provincia catalana copó el 31,4% del capital destinado desde las administraciones para levantar vivienda, un 68,1% más que en 2019, cuando el territorio invirtió 130,8 millones de euros. Por el contrario, la inversión en Madrid ha caído un 32,4%, hasta representar sólo un 7,6% de la inversión de las administraciones, con 53 millones de euros, según datos de la Asociación de Empresas Constructoras y Concesionarias de Infraestructuras (Seopan).

 

Las distintas administraciones destinaron en Cataluña 221,2 millones de euros para levantar viviendas, de los cuales 219,9 millones recayeron en la provincia de Barcelona. Del capital restante, un millón lo captó Girona, mientras que Lleida y Tarragona absorbieron 100.000 euros cada una.

 

Gran parte de la inversión en Cataluña provino de la administración local, que destinó 215,8 millones a la construcción y rehabilitación de equipamientos residenciales, cien millones más que en el año anterior. Por su parte, la Generalitat invirtió 5,2 millones de euros, un 70% menos que en 2019, mientras que el Gobierno destinó 250.000 euros, lo que supone una caída del 26% respecto al ejercicio anterior.

 

 

 

 

La Comunidad de Madrid también percibió gran parte de la financiación para vivienda pública de las administraciones locales. Los ayuntamientos invirtieron 50,4 millones de euros para levantar equipamientos residenciales, pero lo que supuso un descenso de 23,6% respecto al ejercicio anterior, cuando invirtieron 65,5 millones de euros.

 

Por su parte, el gobierno autonómico redujo su inversión en vivienda un 76,3%, pasando de destinar 11,5 millones de euros en 2019 a 2,7 millones de euros en el último ejercicio. El Estado invirtió 240.000 euros, un 83,1% menos que en el año anterior.

 

El Gobierno de la Comunidad de Madrid, presidido por Isabel Díaz Ayuso, puso en marcha el pasado otoño el Plan Vive con el objetivo de revitalizar el mercado de vivienda pública en alquiler y prevé regular la construcción de 25.000 inmuebles en los próximos ocho años.

 

La comunidad donde más se redujo la inversión en vivienda fue en Castilla-La Mancha, donde el capital destinado para la construcción de equipamiento residencial se redujo un 80,3% hasta 470.000 euros, representado el 0,1% de la inversión total en España. Le siguieron Cantabria, donde la inversión cayó un 64,8%, y Extremadura, donde se redujo en un 60,8%.

 

También redujeron su financiación la Comunidad Valenciana, con una caída del 33,8%, hasta 19,8 millones y el País Vasco, donde el capital destinado se redujo en un 11%, hasta 85,3 millones.

 

En el otro lado de la balanza, Baleares triplicó la inversión percibida para la construcción de viviendas. Las islas recibieron 83,7 millones de euros para equipamiento residencial, frente a los 20,9 millones que percibió en 2019. Le sigue Andalucía, que más que duplicó la inversión pasando de 25,3 millones de euros en 2019 a 83 millones de euros en 2020.

 

También multiplicó su inversión Aragón, donde el capital destinado a viviendas públicas alcanzó 11,1 millones de euros frente a los 3,2 millones invertidos en 2019. Castilla León, Navarra y Canarias también aumentaron sus licitaciones con incrementos interanuales del 64%, el 33% y el 29,6%, respectivamente.

 

 

 

 

En total, la inversión en vivienda pública aumentó un 38% en 2020, hasta 700,4 millones de euros. En 2020, se visaron 87.000 viviendas, un 18% menos que en 2019 y se terminaron 85.000, un 9% más que en el pasado ejercicio.

 

Aún con el aumento de la licitación, desde Seopan apuntan que el sector ha seguido arrastrando “importantes ineficiencias” debido a los retrasos en las ejecuciones hipotecarias de los dos grandes ministerios licitadores: el Ministerio De Transporte Movilidad y Agenda Urbana y el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, que en 2020 no superó el 68,7%.

 

Para los próximos años, se prevé que los fondos europeos de recuperación europeos aúpen las licitaciones para la construcción y, sobre todo, rehabilitación de viviendas. Seopan calcula que, iniciando la fase preparación a inicios de 2021, este año se destinarán de forma directa 1.500 millones de euros, alcanzando 7.500 millones de euros en 2022 y finalizando el proyecto en 2023 con 15.000 millones de euros invertidos.

Compartir
Publicidad
Normas de participación

info@ejeprime.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Ejeprime no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...